Thermomix - recetas de cocina

Sopa de ajo o castellana tradicional

Si te gusta, da a compartir:

gif,GIF89a%01%00%01%00%80%00%00%00%00%00%FF%FF%FF%21%F9%04%01%00%00%00%00%2C%00%00%00%00%01%00%01%00%00%02%01D%00%3B - Sopa de ajo o castellana tradicional

Sopa de ajo o castellana tradicional

Sopa de ajo o castellana tradicional.  Esta sopa de ajo castellana, la publiqué en mi apartado de recetas de Thermomix, pero fuerón varias las compañeras de foros de cocina que me pidierón la receta tradicional, así que en atención a ellas, aquí va:

Ingredientes:

  • 300 gr de pan duro
  • Una cajita/envase pequeño de taquitos de jamón
  • 4 ajos
  • Una cucharada de pimentón dulce
  • Litro y medio de caldo de jamón (si no quereis perder el tiempo haciendo el caldo, lo podeis comprar en brick tipo caldo Aneto, Gallina Blanca o similar)
  • 4 cucharadas de aceite de oliva
  • 3 Huevos

 

Para hacer el caldo de jamón:

  • 2 Litros de agua
  • 300 gr de hueso de jamón «añejo»
  • 2 zanahorias
  • 1 cebolla

 

Para preparar el caldo de jamón, primero lavamos el hueso de jamón y lo elcaldamos unos segundos y dos veces en agua hirviendo.

Una vez hecho esto, los colocamos en una cazuela, con las zanahorias, la cebolla, cubrimos con los 2 lt de agua y lo llevamos a ebullición durante unos 40 minutos, a fuego medio.

Pelamos los ajos y cortamos en láminas gruesas.

Echamos el aceite en una cazuela amplia y los doramos.  Añadimos los taquitos de jamón y el pimentón.

Removemos todo y echamos el pan cortado a trozos, lo volvemos a remover, y echamos el caldo a través de un colador chino  (si el caldo es de brick de tienda, no hace falta utilizar el colador chino).

Lo dejamos cocer durante unos 30 minutos.

Batimos los huevos en un plato y los echamos despacito, a la cazuela de la sopa, siempre moviendo suavemente.

Comprobamos el punto de sal (normalmente, tanto si es con caldo casero o de brick de tienda, no hace falta añadir más sal, pero ya depende de los gustos de cada uno).

Esperamos a que cuaje el huevo, lo retiramos y servimos bién calentita.

 

El ajo es mucho más que un condimento, es un espanta enfermedades cargado de propiedades nutritivas y beneficios para la salud (los compuestos sulfúricos y sus múltiples fitonutrientes, le dieron esta fama). De ahí que lo de colgar ristras de ajos en las casas no sólo se hacía para espantar a los vampiros, sino porque ya en la Antigua Grecia, Hipócrates, padre de la medicina moderna, lo utilizaba para tratar distintas enfermedades. Su consumo habitual puede ayudar a hacer mejor la digestión, a absorber mejor los nutrientes de los alimentos, y también optimiza las funciones del páncreas y del hígado.

El ajo posee un alto valor nutritivo y contiene muy pocas calorías. 28 gramos contienen 42 calorías, y mucha vitamina C, vitamina B6 y manganeso. 

 

Si te gusta, da a compartir:

No Responses

  1. Anónimo
  2. Anónimo
  3. infoa@ono.com